CAMPEONATO DE ALAVA 2013 EQUIPOS: FASE FINAL

Este fin de semana se ha disputado la 2ª ronda de la Fase Final del Campeonato de Alava 2013 de equipos, en el que en el grupo del ascenso a Liga Vasca Llodio muestra su fuerza. El próximo fin de semana finaliza la Competición con la última ronda y la entrega de trofeos.

Adjuntos: Grupos fase final y resultados por tableros 2ª ronda.

campeonato-de-equipos-alava-fase-final-grupo-1 2ªcampeonato alava-fase-final-grupo-1 2ª (pdf)

campeonato-de-equipos-alava-fase-final-grupo-2 2ª/campeonato alava-fase-final-grupo-2 2ª (pdf)

campeonato-de-equipos-alava-fase-final-grupo-3 2ªcampeonato alava-fase-final-grupo-3 2ª (pdf)

campeonato-de-equipos-alava-fase-final-grupo-4 2ª /campeonato alava-fase-final-grupo-4 2ª (pdf)

Ronda 2 (1) (pdf)

Y para que meditéis, mientras preparáis el asalto final, una historia breve, que espero que os guste….

El tiempo transcurría en medio de la confusión. Una nueva invasión. Otra guerra como tantas. Ya el rey estaba cansado, con un cansancio que tenía algo de aburrimiento. Sabía de otros soberanos que disfrutaban al mando de sus ejércitos, planeando estrategias, atacando y retirándose de acuerdo a la necesidad del momento. Para él, en cambio, las guerras le eran siempre impuestas, por el enemigo o por sus propios generales que, de alguna manera, tenían que justificar su posición privilegiada en la corte.

Desde el interior del castillo, podía escuchar la confusión de ruidos provenientes del campo de batalla: los cañones, los gritos; en realidad, más sonidos que los que podía identificar. Los autores hablarían después del “fragor de la batalla”, tratando de darle categoría a esa mezcla infernal de ruidos que, sin embargo, parecía sólo un eco de un infierno más cercano: la voz estridente e incesante de la reina, que se lamentaba y le echaba en cara su debilidad.

Al oírla, el rey sabía que ella tenía razón. Era la reina la verdadera fuerza del país. El era sólo un símbolo, casi una figura decorativa, pero curiosamente indispensable. Aunque era ella quien negociaba, amenazaba, cedía, atacaba o defendía, él estaba siempre allí, donde se le indicara. Ahora, aturdido, sentía el golpe en cada palabra:

– “¡Eres un inútil! ¡Débil, incapaz! Mi padre sí hubiera sabido defender su reino. Te advertí que eras tú quien debía iniciar el ataque. Ahora todo está perdido. Como siempre, tu falta de carácter nos ha llevado a esto”.

Repentinamente, la reina calló. El rey volteó sorprendido y ya no la vio a su lado.

Se la había comido un alfil….

Anuncios
Sin categoría

No hay comentarios todavía... ¡Sé el primero en dejar uno!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: